Llamamiento por la Paz y la Vida Digna

Llamado a mantener el paro y  avanzar en la lucha popular por la paz y la vida digna

La reunión del Equipo Dinamizador Nacional del Congreso de los Pueblos realizada el día viernes 30 de Agosto realizó la siguiente caracterización del momento político y llamamiento:

 

1. Este Paro Nacional Agrario expresa con más claridad el momento de ascenso de las luchas sociales y populares que desde octubre del año pasado se habían empezado a manifestar a través de la 1ra semana de la indignación. Por la masividad y contundencia supera de forma amplia las expectativas de lucha proyectadas ya que el conjunto de procesos movilizados han realizado acciones en 17 departamentos del país.

2. El Paro ha generado una opinión pública favorable y ha involucrado a las ciudades en un debate sobre la crisis agraria, resaltándose el posicionamiento político del campesinado y la defensa de la economía campesina. Los cacerolazos, las alianzas con otros sectores, la diversidad de acciones de solidaridad dan cuenta de este posicionamiento, debemos mantenerlo y aprovechar para hablarle al país a través de nuestros mandatos y el pliego del CNA.

3. Es un momento político importante para agitar y ligar la demandas del Paro a los mandatos del Congreso para la paz, en ese sentido llamamos a participar de los escenarios como la Ruta Social Común para la Paz y la Semana por la paz con los mensaje de Paro y la propuesta de Gran Diálogo Nacional.

4. El gobierno le ha dado un tratamiento de guerra a la movilización social, militarizando y reprimiendo cualquier expresión de solidaridad o protesta, infiltrando y saboteando las movilizaciones y sacando decretos de estado de excepción, en una clara demostración de su carácter antipopular. El sabotaje a la movilización del 29 de Agosto y las expresiones violentas en varias ciudades se aprovechan para tratar de golpear el movimiento mediante la estigmatización, la persecución y el señalamiento. En este contexto se resalta la detención del compañero Huber Ballesteros de la MIA y Marcha Patriótica, como una muestra de lo que se pretende hacer con los dirigentes sociales y sus procesos. Ante estos hechos debemos activar aún más la lucha y la denuncia.

5. Desde la preparación del Paro se ha apostado por la instalación de una Mesa Nacional de Diálogo donde cada sector pueda posicionar y negociar su pliego. Pero de forma simultánea con la represión, el gobierno sigue intentando fracturar y dividir el movimiento iniciando negociaciones en algunas partes y sectores. En Boyacá hay una mesa con el sector papero y cebollero a quienes seguimos convocando a una mesa única y nacional y hacemos la claridad de que ahí no está representada toda la gente movilizada, ni todos los sectores. En el Cauca hay un preacuerdo de instalar una mesa entre el gobierno departamental y ministerios con el CNA, pero con la exigencia que se instale igualmente una Mesa Nacional. En Nariño, los compañeros indígenas Pastos y Quillacingas han acordado instalar una mesa de negociación, pero siguen exigiendo una mesa nacional con el conjunto del movimiento. El mensaje que seguiremos dando en este asunto es que se instale una Mesa Nacional con presencia de todos los sectores movilizados, en este caso el conjunto del sector agrario.

6. Consecuentes con las conversaciones que hemos desarrollado con los compañeros de los camioneros, salud, la MIA y el sector sindical, buscaremos permanecer en el Paro Nacional, y en ese sentido llamamos a todos los procesos y organizaciones del Congreso de los Pueblos a activar nuestro trabajo, realizar y fortalecer acciones de acuerdo a las condiciones propias en cada región y sector, y a fortalecer los equipos de trabajo que están funcionando en el Paro: interlocución, comunicaciones y derechos humanos.

7. Resaltamos el esfuerzo que para la movilización han realizado los compañeros y compañeras del Coordinador Nacional Agrario - CNA, que a la fecha mantienen movilización en Nariño, Cauca, Huila, Centro del Valle y Cundinamarca; destacamos igualmente la movilización de los procesos del centro oriente colombiano el día 20 de agosto y tenemos la información que volverán a salir esta semana, de igual manera los procesos sociales agromineros del Sur de Bolívar y bajo cauca iniciaron movilización desde el viernes pasado y esta semana estarán arribando a puntos nodales de visibilización; de procesos juveniles y estudiantiles que en algunas ciudades han encabezado acciones de solidaridad y respaldo al paro; de comunidades del Catatumbo y Santanderes que sin mucha visibilización se han articulado a la iniciativa nacional.

8. Sabemos que hay más procesos y posibilidades de acción y aún hay mucho por hacer, de ahí la necesidad de mantener o establecer la comunicación con el Equipo Dinamizador Nacional y con el equipo de interlocución que está habilitado para esta jornada. Tenemos posibilidades de profundizar el debate nacional a través de puntos específicos del pliego: semillas, extranjerización de la tierra, sustitución de cultivos de uso ilícito, minería, etc., pero ello es posible si afianzamos y fortalecemos la movilización nacional.

9. Finalmente coordinémonos para la agenda de esta semana y siguientes, el día miércoles 4 de septiembre nueva jornada nacional de movilización y cacerolazo nacional; el 11 de septiembre movilización nacional conjunta con la MANE y magisterio. En todas las acciones la exigencia es Mesa nacional y solución a los pliegos.

Fraternalmente,
Equipo Dinamizador Nacional
CONGRESO DE LOS PUEBLOS

Información Adicional